Aquellos maravillosos años

¿Recordáis como hace unos 20 años viajar en coche podía convertirse en una autentica aventura?, ¿Cómo era posible caber una familia entera en un cochecito minúsculo? ¿Os acordáis cuando todos cantábamos la canción de Miliki?

“Vamos de paseo, pi pi pi
En un auto feo, pi pi pi
Pero no me importa, pi pi pi
Porque llevo torta, pi pi pi

Y ahora vamos a pasear por un túnel
Por el túnel pasarás
La bocina tocarás
La canción del pi pi pi
La canción del pa pa pa

Vamos de paseo, pi pi pi
En un auto feo, pi pi pi
Pero no me importa, pi pi pi
Porque llevo torta, pi pi pi”

En un SEAT 600 podían entrar  tranquilamente –quizá no muy confortablemente, pero entrar, entraban todos- papá, mamá, los 4 pequeños y los abuelos por supuesto. Los cinturones de seguridad eran algo voluntaria y en los asientos de atrás en pocas ocasiones los llevaban. Los pequeños de la casa viajaban sin ninguna protección, unos encima de otros en los largos viajes vacacionales.

Pasábamos una mañana de domingo de lavado de coches a mano, mojando con la manguera a nuestros hermanos, divirtiéndonos, sin preocupaciones. Si que éramos en aquella época…

De CarBuzz

Esta entrada fue publicada en Vida cotidiana. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*